Sin Rencor

¿Este tema ha sido de bendición? Compártelo!

 “El mejor regalo que uno puede dar es el perdón.” Pedro Sifontes

El  perdonar es muy importante  si tú quieres vivir una vida extraordinaria. Me he encontrado con muchas personas atrapadas en sus culpas, pesares y en sus rencores, muchos de ellos queriendo poder perdonar pero “no pueden”, están luchando consigo mismo,  y pasa porque sus expectativas son equivocadas acerca del perdón.

Es cierto que la vida no es justa, que hay gente que lastima, que te han hecho daño y que no merecen tú perdón. Pero, ¿Será eso lo que Dios quiere para tu vida?  ¿Será que el quiere que vivas amargado?

Entiende que el rencor no es un sentimiento agradable. Cada vez que piensas en la persona o en la circunstancia que lo provocó, vuelves a experimentar todas esas sensaciones desagradables como: ira, impotencia, frustración, dolor, ansiedad… todo eso es basura toxica que te causa estragos físicos en tu salud y emocional en tu mente.

Pero si Dios no quiere que viva amargado, ¿Qué hago con esas heridas? ¿Cómo saco este rencor?  ¿Cómo perdono?

Es importante entender lo que es el perdón, y lo que no es.

1.      No es un asunto de emociones. No tenemos que esperar  sentir alguna simpatía por el ofensor, para poder perdonarle.

2.      No es excusar. No significa aprobar lo que hizo esa persona. No necesitamos estar de acuerdo con el ofensor ni tenemos que buscar excusas por su comportamiento.

3.      No significa confiar nuevamente en el ofensor. Esto es particularmente importante cuando el ofensor no se arrepiente (y esto es muy frecuentemente el caso). El perdón, en este caso, no significa que la relación personal sea restaurada. La relación es restaurada solamente cuando el ofensor se arrepiente sinceramente, pide perdón y hace restitución. Mientras no sucede esto, no hay razón para confiar en él, ni mucho menos tener una relación amistosa con él.

4.      No es olvidar. Algunos piensan que no han perdonado realmente porque siguen sintiéndose heridos y no pueden olvidar la ofensa. El “olvidar” de Dios significa que El ya no recordará estos pecados “en contra de nosotros” (Salmo 79:8), o sea, ya nos utilizará para acusarnos.

5.      Perdonar es una decisión. Es un asunto “legal”. Perdonar significa “soltar” o “condonar una deuda”.

6.      Perdonar es un proceso. Nunca es bueno presionar a alguien: “Perdona no más” – esto lleva solamente a un perdón muy superficial.
En algunos casos tendremos que perdonar muchas veces; cada vez que la herida surge nuevamente en nuestros recuerdos. Jesús nos enseñó a perdonar “setenta veces siete” (Mateo 18:22).

El perdonar es algo que haces por ti mismo, no por la persona que te hirió. Cuando perdonas te liberas a ti mismo de poder volar, vivir a plenitud y con salud de mente, cuerpo y espíritu.

“Abandonen toda amargura,… y perdónense mutuamente, así como Dios los perdonó a ustedes en Cristo.” Efesios 4:31,32

El mejor regalo que tú recibiste si eres cristiano fue el perdón de Dios y si Dios te ha perdonado, Dios espera que tú perdones.  Tu nunca tendrás que perdonar a otra persona, más de lo que Dios ya te ha perdonado. Y si aun no eres cristiano tú también puedes recibir el regalo del perdón por medio de Jesucristo para que puedas otorgar el perdón. Recuerda: “Nadie puede dar aquello que no tiene y nadie debe recibir aquello que no quiere”. Tú no puedes permitir que las personas te hieran. Las personas no te pueden dañar si tú no les das el permiso. Dígale adiós a sus rencores y comience a vivir la vida extraordinaria.

En amor y liderazgo,

Pedro Sifontes
Coach Personal
[email protected]
www.liderazgocreativo.com


¿Este tema ha sido de bendición? Compártelo!

Escribe Tu Comentario

213
Responder

avatar
206 Comment threads
7 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
175 Comment authors
carlosjohel antonio araniva joyaMARIA EUGENIA OME BERNALEdwin trejoCarlos Reyes Recent comment authors
sandra
Visitante
sandra

Me parece que este mensaje lo estaba necesitando.
Mi decisión de perdonar está, pero probablemente deba perdonar muchas veces, para soltar definitivamente al ofensor.
Quiero perdonar y ser libre para disfrutar de la vida, y no permanecer en la amargura que ese herida me causó.
Gracias Pedro por tu consejo.
Un abrazo en Cristo
Sandra

fernando alvarez
Visitante
fernando alvarez

la verdad es que esta reflesion me callo del cielo estaba ya x no seguir en los caminos pero despues de leer este mesaje ya no pienso de la misma manera gracias señor x mandar a estas personas q trabajan dia a dia para personas como yo puedan cambiar su manera de pensar asi como fue de edificasion para mi espero q para cada uno q lea esta material sea edificado grasias seños te amo x q tu me perdonastes primero ami jesusssss te amooooooo soy patricia marin

liz
Visitante
liz

Las personas no te pueden dañar si tú no les das el permiso.
ah que se refiere esta frase no la entiendo por lo demas gracias es muy interesante el tema

amarili guilson
Visitante
amarili guilson

Es muy cierto lo expresado, anteriormente, pero tambien es muy cierto que el Perdon, cuesta mucho darlo, pero este mensaje me ha mostrado que puedo hacerlo, y encontrar la paz interna que necesito gracias, estos mensajes me han ayudado explendidamente, le dios muchas gacias por todo lo que hacen por mi dia a dia. se les quiere y respeta Adelante.

M.O
Visitante
M.O

El Señor nos responde de infinitas maneras, solo hay que saber hallarlas, en este caso a mi me respondio con este mensaje,en esta tarde le hable al Señor sobre como me sentia, lo que vengo cargando hace tantos años, a pesar de que no es la primera vez que le hablo de esto,le pedi respuesta, y me sorprendio al revisar mi correo que este sea el mensaje del dia para mi. La verdad que no es facil perdonar,mas aun cuando tenemos la idea equivocada de pensar que debemos “sentir” el querer perdonar. Simplemente es un mandamiento del Señor. Aun asi,… Leer más »

Similares: